Eli Lilly y Compañía: un siglo de compromiso de afrontar la diabetes en el mundo

PMFarma utiliza cookies propias y de terceros para recopilar informacion con la finalidad de mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias. Al continuar navegando por el sitio, aceptas el uso de las mismas. Tienes la posibilidad de configurar tu navegador pudiendo impedir que sean instaladas.   Configurar
Ver por categoría:
Enviar a un amigo | Imprimir en PDF
 
15 Nov. 2019
Eli Lilly y Compañía: un siglo de compromiso de afrontar la diabetes en el mundo

Después de un siglo de investigación, la compañía ofrece un amplio portafolio terapéutico para el tratamiento de la enfermedad en sus diferentes etapas.

El laboratorio introdujo a México el primer producto de insulina en 1929.

México ocupa el primer lugar en el mundo debido al número de fallecimientos asociados a la diabetes.

La diabetes ha tenido un crecimiento abrumador en México. Lo anterior se manifestó cuando la Secretaría de Salud emitió una declaratoria de emergencia epidemiológica debido a que, en 2016, la enfermedad ocasionó la muerte de 98 mil personas , convirtiéndose en la enemiga número uno del país. 

Datos de la Organización Mundial de la Salud reportan que México ocupa el primer lugar en el mundo debido al número de fallecimientos asociados a la diabetes, cifra que podría incrementarse ya que 75% de las personas que viven con esta condición no alcanzan sus metas de control.

Además, los pacientes con diabetes tienen de 2 a 4 veces más probabilidades de sufrir complicaciones micro y macro vasculares que afectan órganos como corazón, cerebro y riñones, entre otros, siendo éstas las principales razones de urgencias médicas, discapacidad y muerte prematura. 

Por otra parte, más del 50% de los adultos con diabetes desconocen la relación que existe entre ella y las enfermedades cardiovasculares, como lo es un infarto al corazón, de ahí que cada 2 minutos una persona sea hospitalizada y 6 de cada 10 fallezcan por esta causa.

Búsqueda de soluciones
El fortalecimiento de políticas de salud pública que promuevan estilos de vida activos y saludables son la clave para la prevención de la diabetes en la población. Sin embargo, las personas que ya han desarrollado diabetes, además de cambiar hábitos, necesitarán un monitoreo y tratamiento médico para controlar esta enfermedad que es crónica y estará presente por el resto de su vida.

Para hacer frente a los índices de mortalidad actuales por la diabetes, México requiere contar con servicios de salud públicos y privados que sean eficientes en diagnosticar, tratar y dar seguimiento a los pacientes para evitar complicaciones.

Ante esta complejidad, Lilly reitera su compromiso con México para combatir a la diabetes a través de la iniciativa Lilly Global Health Partnership (LGHP), que, con una inversión en curso de 5 millones de dólares, enfoca sus esfuerzos para apoyar al fortalecimiento del sistema de salud y la atención primaria, mediante el análisis y la evidencia científica para detectar y atender oportunamente al paciente con diabetes”, dijo Mariana Benavides, gerente de Programas de Salud Global de Eli Lilly México.

Un ejemplo es el proyecto 'Cuido mi embarazo', al que ya se han registrado 476 mujeres, y que pretende diagnosticar oportunamente la diabetes pregestacional y gestacional de una forma eficiente y segura. Esta labor se efectúa en conjunto con el Instituto Nacional de Perinatología (INPER) en clínicas de primer nivel del estado de Hidalgo.

Una iniciativa más es la alianza con Clínicas del Azúcar y el Instituto Tecnológico de Massachussets (MIT), cuyo objetivo es analizar las intervenciones y herramientas que ofrece una institución privada para el control y prevención de la enfermedad, así como estudiar el por qué algunas personas ya diagnosticadas con diabetes logran cambiar hábitos de vida y otras no.

Otro eslabón, en el que Eli Lilly en México colabora para el combate de la enfermedad, es en el desarrollo de Mapas de Conversación en Diabetes que es un programa integral educativo que permite a los pacientes aprender sobre su enfermedad y tener las herramientas para tomar el control de su cuidado. 

Es un programa que ayuda a generar conciencia de que el ejercicio, el plan de alimentación y la adherencia al tratamiento, son fundamentales para evitar un evento cardiovascular, entre otras complicaciones asociadas”, manifestó Alejandra Álvarez, coordinadora de Educación en Diabetes de Eli Lilly México.

En ocasiones nos enfrentamos a una relación entre médico y paciente muy distante. Este tipo de relación en el que el paciente es pasivo y el médico decide y dirige, funciona para otras enfermedades, pero no para la diabetes, porque cambiar nuestros hábitos necesita más que una receta. La diabetes no se va, se requieren pequeños cambios que puedan generar un impacto positivo”, dijo Alejandra Álvarez.

Un siglo de compromiso
Después de que Lilly desarrollará y lanzará la primera insulina en el mundo en 1923, nuestro compromiso ha sido el mismo: mantener a las personas en el centro de la ecuación, para mejorar su calidad de vida, lo que sin duda nos ha brindado una posición de liderazgo”, apuntó el doctor Oded Stempa, gerente médico endocrinólogo para Eli Lilly de México.

Sin embargo, un tema recurrente es la falta de apego y adherencia al tratamiento, por lo tanto, Eli Lilly busca, a través de la investigación, simplificar la vida del paciente en la administración del medicamento. “El más reciente producto de Lilly, para pacientes con diabetes tipo 2, es una terapia de aplicación semanal que permite a la persona apegarse, de un modo más sencillo, al medicamento, sin la necesidad de ajustar dosis y con un mínimo riesgo hipoglucémico”, aclaró el especialista.

Después de un siglo de investigación, la empresa tiene un amplio arsenal terapéutico que va desde agentes de administración oral, hasta alternativas inyectables de alta eficacia. La alianza con Boehringer Ingelheim (BI), desde 2011, apuntaló este portafolio y permitió alcanzar opciones terapéuticas que también ayudan a prevenir el fallecimiento por enfermedad cardiovascular asociada a la diabetes”, subrayó.

Cada innovación terapéutica para el tratamiento de la diabetes, desarrollada por Lilly, ha llegado a México. Esto ha permitido que el paciente mexicano transite sustancialmente por un camino más adecuado para enfrentar su enfermedad; no obstante, es responsabilidad del paciente tomar el liderazgo en su tratamiento para prevenir complicaciones y consultar al médico para conocer el tratamiento que se ajuste mejor a su condición”, concluyó Stempa Blumenfeld.


http://www.lilly.com.mx

Empresas